¿Puedo llevar cochecito de bebé a la Alhambra? Te respondemos 🧸

El Generalife es uno de los lugares menos aptos para cochecitos de bebé que hay en la Alhambra.

Llevar o no cochecito en tu visita a la Alhambra suele ser una duda recurrente y más que lógica, sabiendo que es un monumento bastante extenso en tiempo y en espacio.

De otra parte es legítimo querer disfrutar de un poco de libertad de movimientos sin necesidad de turnarse al bebé en brazos. Te adelantamos que hay zonas en las que podrás emplearlo y otras en las que está terminantemente prohibido.

De entrada te recomendamos que portees a tu bebé, no lleves ningún carrito, te va a resolver muchísimos problemas y tu visita va a ser más fluida. Si aún dudas, por favor, sigue leyendo.

Básicamente debemos de tener cuenta que la Alhambra, por muy monumento que sea hoy en día, se creó con fines muy distintos a los que ahora está destinada y sí es cierto que existen tramos transitables con cochecito. Los detalles los tienes resumidos en la siguiente lista:

Si empiezas tu visita en la entrada principal

La Alhambra está dividida en tres áreas principales, los Palacios Nazaríes, la Alcazaba y, al otro extremo, el Palacio del Generalife, espacios que tienen en común la imposibilidad de emplear cochecitos, siendo bastante complicado el caso del Generalife, porque no existe consigna alguna y tienes que dejar el cochecito bajo custodia de los vigilantes y recuperarlo tras visitar este lugar…Tras un largo rodeo.

Si comienzas tu visita en el Atrio, esto es, la entrada principal donde está la taquilla, pregunta por los baños públicos que están justo al lado, en un subterráneo que da a la calle principal, porque allí se encuentra la primera taquilla.

Ahí es donde en realidad deberías dejar el cochecito, bolsas pesadas o mochilas de dimensiones superiores a 40 cms por 40 cms.

Lo que debes hacer antes de entrar en la Alcazaba (no lo pone en la entrada de la Alhambra)

Podría darse el caso de que comenzaras tu visita desde el bosque, bien porque estés subiendo a pié desde Plaza Nueva o desde el Hotel Alhambra Palace, ello induce a comenzar la visita desde el área de la Alcazaba y ahí es mejor estar prevenidos, en caso de cochecito.

Repetimos, a la Alcazaba no puedes acceder con cochecito, tienes que dejarlo en la consigna que se encuentra junto al Palacio de Carlos V, situada a menos de cinco minutos.

En la mayor parte de los casos, la gente intenta acceder con su cochecito a la Alcazaba y la escena se repite unas mil veces al día: el resignado visitante tiene que encaminarse a la consigna, haciendo esperar a sus acompañantes…O al grupo guiado al que pertenece. En este último caso, tu guía te avisará previamente, al menos, nosotros sí lo hacemos en todas nuestras visitas, que también te recomendamos.

Siendo rápido, es un trámite engorroso para todos si se da la circunstancia anterior. Así que: por favor, PRIMERO deja tu carrito en la consigna que está en frente del Palacio de Carlos V, dentro del edificio de baños públicos, tal como te mostramos en este mapa que puedes cargar en tu navegador.

Área del Palacio de Carlos V.

Quizá esta es la parte más accesible de todo el monumento, en tanto que en el mismo edificio de servicios, junto a su acceso, encontraremos la consigna. El servicio está muy bien atendido y sólo se requiere dar un número de DNI o pasaporte a cambio de una ficha con el número de nuestra taquilla, es ideal para guardar el cochecito.

Lo idóneo es que lo dejes aquí, si no lo has dejado en la consigna de la entrada principal, antes de visitar ninguna zona. En el Palacio de Carlos V debes dejarlo en el hall de entrada y acceder a los museos dentro del edificio supone un problema.

Si tu visita continúa en dirección al Generalife, es mejor que lo recojas y te encamines con él a los jardines, o tendrás que caminar unos veinte minutos -la ida y la vuelta- para volver a recogerlo.

En los Palacios Nazaríes.

Esta es la zona más preciosa y delicada de la Alhambra, está prohibido acceder con cochecito, no así con silla de ruedas o scooter, de uso reservado en personas en situación de handicap.

Jardines y Generalife.

Aquí lo tendrás más fácil, pudiendo transitar por las veredas de jardines y huertas con su carrito. Pero hay un área, la que se halla justo enfrente del Generalife, dotada de una considerable cantidad de escalones.

Sin embargo, en los jardines del Generalife, cuando el teatro al aire libre no está en uso, sí es posible acceder a los llamados Jardines Bajos a través de una rampa.

Por último, no te desvelamos nada nuevo en tanto que hemos adelantado que al Generalife no podrás acceder con dicho artefacto y ello te obligaría a ti o a tus acompañantes a tener que volver a la entrada -a veces dando un buen rodeo- a recogerlo.

Conclusión: la Alhambra es un espacio tan bello y tan variado que merece la pena disfrutarlo, sobre todo en compañía de quienes más queremos, pero hay que ir preparados, de ahí este artículo y mis mejores deseos para tu visita.

Otros posts expresamente recomendados:

-¿Cómo subo a la Alhambra? Maneras eficientes de ir a la Alhambra en transporte público o a pie.

Alfredo J. Falcón

Guía Oficial de Turismo por la Junta de Andalucía GT/03160, Licenciado en Historia por la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC) y Máster en Conocimiento y Tutela del Patrimonio Histórico por la Universidad de Granada (UGR).

Dedico mi vida a la historia, casi todo lo que hago tiene alguna relación con ese motor de mi vida. Para mí, ser guía intérprete del Patrimonio es una forma de revivir e incluso sacar del olvido lugares, personas y objetos para que vuelvan a brillar a la luz de nuestro tiempo. Desde el turismo, al mundo del arte y las antigüedades como al del arte digital, me siguen moviendo los vientos constantes de la historia.

¿Quieres registrarte?

A nosotros tampoco nos gusta el spam así que mandamos sólo cositas buenas

    Tu nombre*
    Email*
    He leído y acepto la Política de privacidad

    Volver a Sunset Blog

    Deja un comentario

    Reserva Ahora